Skip to content

Reseña #477- El deleite de los camarones

18278503_1512531675478364_4671497968086614148_o

Por Cezary Novek

Ron Tudor es un guionista y dibujante de comics que está en Paris, trabajando en su próxima novela gráfica. Encuentra un artefacto extraño, una máquina de rezar. Por sugerencia de su editor, la enchufa y la máquina comienza a recitar una letanía en su nombre. Conoce a una chica misteriosa que luego le corresponde. Se van a medio oriente a filmar una película experimental bajo las órdenes de Ozon. El director no aparece, las órdenes no llegan de ningún lado. Las bombas caen en todas partes y la máquina sigue rezando. Mientras tanto, Tudor tiene dudas sobre algunos aspectos de su chica que no le cierran. Comienza un comic que desarrolla una realidad paralela, protagonizada por su alter ego, el Ultravisitor. El tiempo pasa y nada pasa mientras la novela se construye frase a frase, engarzando cuestionamientos sobre realidad y representación del mundo con un poder de síntesis altamente twiteable. Aunque por momentos un lector se sentiría tentado de señalar las novelas de Bob Chow como partes de un procedimiento de escritura serial, hay que intentar escribir una novela en donde casi cualquier oración señalada al azar podría ser un slogan, una cita, una remera o el título de una canción. Esa delgada línea donde lo automático y lo genial se encuentran es el territorio que explora La máquina de rezar. Por momentos, la experiencia de lectura se asemeja al efecto hipnótico que provocaba el mirar el ordenamiento automático de clústers mientras se desfragmentaba la PC: la música de su prosa nos sugiere incluso el tono de voz que tendría el artefacto que murmura letanías en Paris mientras el mundo se reordena desde el caos, el sexo, la guerra y el arte. En un momento, Tudor decide desenchufar la máquina y volverse a la Argentina, que termina siendo como volver a ninguna parte. La novela artefacto amplía el universo fundado por Bob Chow dos novelas atrás y nos plantea otras autopistas de sentidos alterados. Se puede encontrar un cosmopolitismo ansioso estimulado por una presencia femenina huidiza, como en El momento de debilidad. Y también hay una historia dentro de la historia como en El águila ha llegado. La apuesta aquí está por el ritmo, la letanía, el mantra: hacia dónde nos transporta la música mientras estamos distraídos siguiendo la trama. Como quien duerme a bordo de un avión hacia algún lado.

La máquina de rezar (2016)
Autor: Bob Chow
Editorial: Marciana
Género: novela

18197378_10154286495140764_799793312_n

Se el primero en comentar

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *