Reseña #730- Vivir y morir por un oso de peluche


45099196_272845030042041_3600873157600215040_n

Por Soledad Hessel

Desde el minuto uno en que llegamos a este mundo las oportunidades de recibir como regalo un hermoso, dulce y esponjoso oso de peluche -al igual que la necesidad de espacio para guardarlos- se multiplican. El nacimiento -y la previa, no hay que olvidarla- llegan de la mano de obsequios de todo tipo incluyendo por supuesto el bendito primer osito. A partir de ese momento toda ocasión es buena y cualquier excusa justificada: cumpleaños, buenas notas, inicios de noviazgos, peleas, reconciliaciones, porque si, se complementan con el animalito en cuestión.
Hasta que un buen día tomamos la drástica decisión de deshacernos de tanto material inflamable y regalamos, donamos o simplemente tiramos a la basura tanto bicho peludo y recuperamos espacio y capacidad respiratoria (no hay elemento más junta polvo que esos muñecos mugrientos). 

Nicolás Dujovne, protagonista de la novela Los días de Nicolás de Sebastián Elesgaray (La Otra Gemela, 2018) a sus veintinueve años ya cumplidos no tomó aún la decisión de desprenderse de su gran colección de osos de peluche (gran colección significa exactamente dos mil ciento siete osos). Es que esos muñecos son su gran y única compañía desde que su tía, aquella mujer que lo crío y fue la gran artífice de su colección, falleció dejándolo sólo en la casa familiar.

Soltero, apático y solitario, Nicolás gasta sus días comiendo, viendo televisión, algunas horas en un trabajo que apenas registra y masturbándose. Todas actividades que desarrolla (salvo el trabajo, al menos por el momento) con la compañía de su gran amigo Blas. El primer oso que recibió, el más viejo, el que siempre lo comprende.

La vida tranquila (en apariencia, ya Elesgaray se encargará de desmentir esta sensación) de Nicolás se quiebra cuando golpea a su puerta ese cartero bastante curioso que le trae las encomiendas (un nuevo oso cada vez para sumar a su ya descontrolada colección) e intenta -una vez más- averiguar que traen esas cajas. El encuentro fortuito con una joven vecina y la desaparición de Blas harán el resto: sólo es cuestión de esperar a que la realidad explote en mil pedazos.

Elesgaray cuenta los siete días que suceden entre la sospechosa visita del cartero y la lectura de la noticia que pone punto final a esta historia en el diario de Gonnet sin eufemismos, directo al punto para no desviar al lector de la tragedia que se avecina. La locura se intuye desde las primeras páginas y a medida que se avanza en la narración se vuelve un destino insoslayable ¿qué otra posibilidad le cabe a Nicolás frente a las experiencias vividas? ¿existía otra vía de escape? La angustia, la furia, la soledad, el abandono son el caldo de cultivo de donde brotan la enajenación del protagonista y el miedo del lector.

Los días de Nicolás (2018)

Autor: Sebastián Elesgaray

Editorial: La Otra Gemela editora

Género: novela

 

Complemento circunstancial musical:

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *