Reseña #724- Entre cassettes cromados y MTV


 

CYMERA_20181023_075352

 

Por Juanci Laborda Claverie

Al hablar de una de las escritoras argentinas de moda, específicamente de lo mucho que me gusta cómo construye sus historias, un editor me dijo “tenés que leer a Radilov Chirov”. No la conocía. Apenas había oído hablar de ella en el suplemento de verano de un diario del interior. Pregunté si era argentina. Sí.

Carina Radilov Chirov nació en 1972 en Sunchales, Santa Fe, donde también vive. Se desempeña como docente. Publicó el poemario Flor de Llano (2009; reed. Espiral Calipso, 2012) y Donde empieza a mover el mundo.

Donde empieza a moverse el mundo se trata de un volumen de siete cuentos. Radilov Chirov se encarga de darle voz a los que fueron Generación X del interior, a quienes sufrieron el derrotero de los ‘90 desde un canal de cable, odiando a nuestro pequeño pueblo pero sin animarnos a abandonarlo por miedo a extrañar, teniendo conductas autodestructivas, y tratando a la Mtv como a un dios.

Los relatos de este libro se tratan de siete confesiones, todas ellas distintas, cercanas, donde la autora, utilizando con maestría la primera persona, nos irá llevando por pecados y tragedias cotidianas. Cada una de las historias tiene un ritmo narrativo intenso, donde la técnica literaria no afecta lo que se cuenta.

Resumo brevemente las tramas, sin dejar de recalcar que más cercanas, o más lejanas, todas las historias tienen una enorme consistencia narrativa.

La Choli:Las cosas que vas a aprender conmigo” dice la Choli a su vecina mientras se interna en el cañaveral. Durante el trayecto por el yuyerío nos iremos enterando de algunas de las particularidades de este personaje que parece salido de un libro de Stephen King.

Cerezas Negras: muchos años después, mediante un soliloquio, una mujer recuerda a esa opaca docente que le sirve de inspiración a su desabrida vida para saber lo que no quiere ser. Se trata de un relato exquisito donde el lector empatiza con las dos mujeres.

Donde empieza a moverse el mundo: pocas cosas hay que desgasten tanto el alma y el espíritu humano como cuidar la agonía de un familiar. En medio de esta terrible situación la protagonista ha puesto en marcha un frío y efectivo plan de evasión.

Muñeca rota: hemos vivido sin darnos cuenta que vivíamos, hasta que un buen día alguien de nuestra edad muere de causas naturales. Es entonces que la protagonista, en medio del velorio, ante un universo infinito de posibilidades, decide empezar a actuar, a concienzudamente ignorar que vive, tomando incluso algunas decisiones autodestructivas.

Código X: hija punk en plena ebullición hormonal y papá enamorado. ¡La mesa está servida! La adolescente intenta apresurar su iniciación sexual con el único fin de marcarle el territorio a la geisha de su padre, para ser la Hembra Alfa del hogar.

La novia de Frankie: colectivo interurbano. Una mujer regresa de visitar a su pareja con quién las cosas marchan mal. A su lado se sienta un joven atractivo al que reconoce, ha visto su cuerpo desnudo en una muestra fotográfica. El viaje continúa mientras la tensión sexual entre ambos crece y ella repasa sus frustraciones.

Cuando calma el viento:no quiero terminar el día sin hacer algo…. algo desafiante” le dice una adolescente a otra. Ese comentario termina convirtiendo a las muchachas en las Thelma y Louise de Sunchales, donde a bordo de un auto robado a los padres huyen de sus derroteros hormonales.

Quien lea Donde empieza a moverse el mundo, además de encontrarse con una joyita para embellecer su biblioteca, se dará cuenta que la nueva narrativa argentina tiene muchísimo más que ofrecer, y a las ya consagradas Schweblin, Enriquez y Almada, pueden sumárseles otros nombres como el de Carina Radilov Chirov.

 

Donde empieza a moverse el mundo (2014)

Autor: Carina Radilov Chirov

Editorial: Nudista

Género: cuentos


Complemento circumstancial musical:

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *